Si te gusta el vino debes visitar algún viñedo en tu estadía en Chile. Nuestra estancia en Santiago fue corta ya que preferimos pasar más tiempo en el Desierto de Atacama y en la Isla de Pascua. Por eso decidimos ir a un viñedo cerca y escogimos Viña Santa Rita, a pesar que es de los vinos más populares e industriales de Chile.

Su ubicación en Alto Jahuel (provincia de Maipo) en la parte baja de la Cordillera de los Andes, a 45 minutos de la ciudad capital hace que sea uno de los más visitados. Si visitas la página web de Viña Santa Rita puedes ver instrucciones de como llegar utilizando transporte público y/o taxi colectivo. Lo más común es que las personas manejen o tomen un tour que te recoge en tu hotel en Santiago.

Recorre el viñedo en un tour

Puedes hacer la visita en español, ingles o portugués y el horario del tour varía según el idioma. Hay de dos a tres tours por día en cada idioma y demoran 1 hora y 10 minutos. Si vas por tu cuenta debes hacer una reserva en la web ya que hay un máximo de 30 personas por recorrido.

Trip Advisor ha otorgado el Certificado de Excelencia a Viña Santa Rita por cuatro años seguidos del 2013 al 2016.

El tour de Viña Santa Rita incluye la visita a los viñedos y al jardín. Cuando fuimos era otoño y ya se había acabado la temporada de cosecha pero aún quedaban algunas uvas en las plantas.

Era muy bonito ver el follaje mientras que caminabamos. El viñedo tiene 50 hectáreas y sólo vas por la zona más pegada a los edificios.

Las uvas tienen hermosas rosas sembradas a su alrededor. Nos contaron que las ponen para el control de plagas en los viñedos ya que son más susceptibles.

Por supuesto, te dan tres vinos (2 reserva y 1 gran reserva) para degustar en un bar bastante oscuro y te puedes llevar la copa a casa como recuerdo.

En Panamá la marca es conocida por tener vinos muy económicos y de baja calidad. Puedes comprar una botella de Santa Rita 120 por $4 en supermercado. Afortunadamente no nos dieron a probar estos vinos, si no los reserva de alta calidad. Si compras el tour premium te incluyen una tabla de quesos.

Viña Santa Rita está abierto al público de martes a domingo de 10 a.m. a 4 p.m.

Bodega históricas

Después de caminar por las viñas, pasamos a las bodegas que tienen barricas de roble francés y americano. Es impresionante pensar que ese sitio tiene capacidad para guardar 17 millones de litros de vinos finos. Asegúrate de buscar la Bodega 1 que fue construida de cal y canto en 1880, siendo una de las más antiguas de Chile.

Otra bodega histórica es la de los 120 patriotas. Antes que fuera la Viña Santa Rita, esta hacienda era propiedad de varios dueños, incluyendo Paula Jaraquemada. Hace 200 años, ella ayudó a Bernardo O’Higgins y a 120 de sus soldados brindándoles refugio. El nombre del popular vino 120 surge de esta historia que fue parte de la independencia de Chile.

Museo, tienda y hotel boutique

Al finalizar puedes pasar por el Museo Andino que muestra 2000 piezas de arte precolombino. Si no tienes chance de visitar la Isla de Pascua puedes ver una muestra original de moais traídos a este sitio. Viña Santa Rita también tiene una tienda de vinos y un restaurante llamado Doña Paula (como la famosa dueña).

Si deseas hospedarte, esta es el único viñedo cerca de Santiago con un hotel boutique. Hotel Casa Real tiene 16 habitaciones con vistas a la piscina y los jardines. Fue totalmente reformado en el 2017, manteniendo un ambiente campestre con todas las amenidades modernas.

Historia de la Viña Santa Rita

Domingo Fernández Concha funda la Viña Santa Rita en 1880. El sitio original del viñedo es el mismo que ves en el tour y actualmente sigue siendo las instalaciones principales de la empresa. Este ingenioso empresario trajo cepas francesas y las sembró en los fértiles suelos del valle del Río Maipo. Enólogos vinieron de Francia a Chile para ayudar con la técnica y lograron producir resultados superiores a los que se acostumbraban en el país.

La empresa permaneció en la familia hasta 1980 cuando fue comprada por el grupo Claro y la empresa Owens Illinois, principal productora de envases de vidrio del mundo. Bajo nuevo mando, la empresa recibió un fuerte impulso y en 1982 lanzan la famosa línea 120. Seguido se empieza a exportar el vino a nivel mundial. Además compran la marca de vino “Carmen” que tenia gran prestigio en el mercado local.

Empiezan a cambiar las técnicas, incorporando nuevos equipos como tanques de acero inoxidable y barricas de roble francés y americano. Compraron más de 1,000 hectáreas en los sitios más importantes para la producción de vino en Chile, incluyendo Maipo, Rapel, Lontué, Casablanca y Apalta.

Años después compran 1,650 hectáreas en Limarí y Pumanque, además de 253 hectáreas en Mendoza, Argentina. Filiales son creadas en diferentes países y actualmente se comercializa el vino de la Viña Santa Rita en más de 75 países.

Chile es un país conocido por su buen vino. Si eres un amante del vino (como yo) debes visitar este o otro viñedo en tu visita.